Diseñar el futuro

 In Networking

Diseñar el futuro

“The future cannot be predicted, but futures can be invented” Dennis Gabor

Por Ricardo Silva

Para un emprendedor es fundamental entender los efectos (negativos) del pensamiento a corto plazo. Uno de los motivadores más comunes para el emprendimiento es el deseo de mejorar la calidad de vida, tanto la propia, como la de otros. En México solemos caracterizarnos por ser creativos, solidarios y de reacción rápida. Sin embargo, si bien, estas cualidades son importantes, la capacidad de anticiparse, de prever y diseñar acciones para crear el futuro, es mucho menos frecuente y quizá más valiosa.

El efecto del pensamiento de corto plazo, tanto en los individuos como en las organizaciones, provocan poca planeación, mínimo control de nuestras acciones y por consiguiente nulo efecto de nuestros resultados.

El futuro no llega para todos al mismo tiempo. Una frase como está se la escuché a Sara Skvirsky, Directora de Investigación del Instituto del Futuro hace tiempo, en una conferencia en Centro. Es cierto, tanto el progreso, como los desastres, no llegan a todo el mundo simultáneamente. En este momento hay lugares en este planeta que viven como nosostros viviamos hace doscientos años, mientras que seguramente habrá personas, cuya calidad de vida, es inimaginable para la mayoría de nosotros.

 

No existe un único futuro

El futuro es entonces un campo múltiple, y por tanto se está dejando de hablar del futuro en singular, para hablar del futuro en plural, no existe el destino predeterminado y por tanto es esencial recuperar la capacidad para pensar en los futuros, imaginar futuros posibles, probables o preferibles y usarlos como fuente de inspiración y energía de movilización:

  • Futuros probables: son aquellos en los que las macro tendencias, las tendencias emergentes y las estadísticas indican a qué podrían ocurrir.
  • Futuros plausibles: son futuros que parecieran menos probables de suceder, pero ya existe el conocimiento necesario y podríamos aplicarlo y desarrollar así nuevas tecnologías, nuevas posibilidades políticas u organizaciones sociales para que ocurran.
  • Futuros posibles: Son aquello que parecen difíciles de ser realizables y necesitarían un cambio muy drástico o la obtención de conocimiento nuevo para desarrollarlos.
  • Futuros deseables o preferibles: son aquellos futuros que, tanto probables, posibles o plausibles, son deseados por la humanidad o un grupo en particular e implica que mucho deseo, fuerte voluntad y sobre todo energías que pueden moverse en esta dirección.

 

Como ocurre casi con cualquier tema, la mejor forma de aprender sobre el futuro es jugando. The Thing From The Future es un juego de imaginación creado por The Situation Lab, que desafía a los jugadores a describir de manera colaborativa y competitiva objetos de una gama de futuros alternativos.

Te invitamos a la Microdosis “The Thing from the Future, este jueves 5 de octubre a las 6:30 pm en The Place, Hub de Coworking , con Karla Paniagua, Coordinadora de la Especialidad de Diseño del Mañana en Centro, en la cual te sorprenderás, reflexionarás y aplicarás los principios del pensamiento anticipatorio. Regístrate aquí.

Leave a Comment

X